martes, 28 de abril de 2015

¿ MERECE LA PENA ?


Cuantas veces uno mira hacia atrás y se pone a pensar si todo esto merece la pena.
Muchos de tus amig@s viven la vida, salen, van con sus hijos....
En mi caso, claro que voy con mis hijos, pero no puedo ir todo lo que quisiera.Tengo que hacer números para que me coincida mi trabajo con los partidos de mis hijos por ejemplo; ya que, trabajo de lunes a domingo festivos incluidos.A estas cosas es a lo que me refiero.
Muchas veces por no decir la mayoría de las veces mis hijos están muy ilusionados porque se presenta algún partido importante o alguna final, a la que muchos amigos suyos van con sus padres incluso de llegar a pasar el día , se suele llevar comida o se busca algún sitio para comer todos juntos, y en mi caso, se da el caso que no puedo ir, la respuesta ya sabéis cual es "" Mamá siempre trabajando.Cuando va ser el día que puedas venir con nosotros "" ...
Eso por un lado, por otro lado, te encuentras con amig@s que has dejado de ver, y de casualidad algún día te encuentras con ell@s , hablamos hasta que sale el tema del trabajo, les comentas a grandes rasgos en que consiste y la respuesta en la mayoría de los casos es ""Yo no valgo para ese trabajo"" o ""¿ ahora te tienes que ir? porque espere un poco no le va a pasar nada ""o "" Mira que ir por las casas, cuando tiene tu marido una buena pensión "".
Después de cada día de trabajo, llegas muy cansada; pero muchas veces es más el cansancio psíquico que el físico.Haces las tareas que te quedaron por hacer en casa y cuando al final te puedes sentar a descansar, poner esas piernas en alto;tu mente comienza a volar y surgen las primeras preguntas ¿Merece la pena todo esto?, ¿Los niños tienen razón?, pero la satisfacción que tiene uno cuando ve que aquel enfermo dependiente que cuando llegaste el primer día a su domicilio estaba recién operado, y a los 2 días  comienza a salir por todo el cuerpo un sarpullido  al que le sigue un tremendo picor al que la única solución para aliviarlo era el rascarse llegando a producir sangre , era una reacción alérgica.Pero te das cuenta que no hay material en el domicilio para hacerle frente.Llamas a su médico de cabecera y no atiende a tus llamadas.Mientras recomiendas a la familia que compre ciertas cosas para intentar paliar la reacción alérgica.La familia después de explicarles de que se trataba y para que hacían falta  esas cosas de farmacia, aceptaron rápidamente a ir a comprarlas.
Todos los días tenía visitas de familiares y la reacción de ellos al salir de la habitación es que no tenía buena pinta, "" que se le va hacer pobre"", "" cuanto debe sufrir "", "" No hay nada que hacer"".
Pero poco a poco, día a día lo hemos sacado adelante, ahí está, acaba de curar una úlcera por presión en un talón y ahora le queda 4 cm de úlcera en una nalga, cuando llegó a caber 3 dedos perfectamente.
En fin, eso no hay dinero que lo pague.Es una satisfacción muy grande ver que el enfermo cada día esta mejor e incluso que nota mejoría.Ya queda poco para poder levantarse y hacer vida normal dentro de lo que cabe....
Esto es lo que tiene mi trabajo. grandes satisfacciones; además de sentir un gran orgullo al ver que con tu trabajo consigues que las heridas curen; que la enfermedad frene; en definitiva que vaya todo mejor dentro de lo que cabe.
Creo que por hacerle la cama al enfermo,poner su ropa a lavar y limpiar su habitación además de hacerle la comida no es ninguna deshonra.Ojalá todo el mundo tuviera el día de mañana a alguien que le cuide en su enfermedad hasta los días finales de su vida.Que no le falte de nada, que lo sepan escuchar,que le mitiguen ese dolor que tiene por culpa de esa herida.
Bueno aquí os dejo una nueva entrada.
Espero que sea de vuestro agrado.
Un abrazo grandote para tod@s.


No hay comentarios:

Publicar un comentario