martes, 17 de marzo de 2015

SORPRENDENTE.....



Hola de nuevo ¡¡¡ 
¿Qué decir sobre la pillería de los ancianos ?
Es tremendo, como te sorprenden y nunca dejaran de sorprendernos.
Llevo aproximadamente, unos 15 años en esta profesión, y siempre sorprendida y algunas veces con la boca abierta, sobre la agilidad, la habilidad para no dejar de sorprender.
Hace unos años tuve un domicilio al que tenía que atender a una señora de unos 95 años. En ese domicilio convivían :su hija que estaba casada , y los consuegros de la señora de 95 años.
Llegabas a primera hora de la mañana, para: asearla, prepararle el desayuno con su medicación,tenías que acompañarla, hacer ejercicios de psicomotricidad  y alguna que otra vez, sopa de letras y poco más.
Observabas como se levantaba con mucha energía,la admirabas por esa agilidad, llegando a "" desear que ojalá pudiera llegar a esa edad y con esa habilidad, donde hay que firmar "".Era sorprendente ..
Pero la sorpresa llegaba, cuando acababa de desayunar, y se iba hacía donde se encontraban sus consuegros, (todo ello con el andador) ; una vez que llegaba, se ponía enfrente de ellos y comenzaba hacer gimnasia agarrada al andador y "" arriba, abajo "",  "" a un lado ,al otro "", estiramientos.Observabas a los consuegros, callados mirando como hacia gimnasia y ella levantando la voz para que la oyeran : ""Elena, ves como hago gimnasia, me lo dijo el médico; tienes que hacer 30 veces estos ejercicios para que no tengas problemas de huesos "".
Pasó un tiempo, y me asignaron otro domicilio, también una mujer.Hace tiempo que no sale, porque como decía ella "" Ya voy vieja, son muchos años, tengo 91 años "".Poco a poco, consigo hablar más con ella y con su familia; vive con: su hijo, su nuera y su nieto.Muchas veces, por no decir siempre, la visitan sus nietas y bisnietos.
También se mueve con el andador,me dijo que no podía andar bien, porque los huesos los tiene muy mal y que sin el, no podría andar.La sorpresa fue cuando, no estoy con ella y cuando me acerco la veo que está de pie, levantada y andando.Ella se quedó sorprendida, sin saber que hacer.Yo me  hice la tonta, le acerqué el andador.Pero se dio cuenta, de lo que yo sabía.No comenté nada a la familia.Cuando llegan los nietos, dicen que está la abuela enferma, porque no puede andar,pero cuando la ven levantar las piernas en el sofá se quedan con la boca abierta y dicen ""ahora ya sabemos porque nos echan a nosotros la culpa de que la mesa se mueve ""
Al mismo tiempo que tenía ese domicilio surgió otro, un señor de unos 87 años,era paliativo ( cáncer terminal) que vivía con su esposa;ella decía que su marido no podía apenas moverse, no podía hacer nada, era una pena verlo así . Ella no le dejaba tomar unas fresas con nata, o incluso algún que otro dulce, porque decía que el azúcar era malísimo para las enfermedades .Pero un día que me quedo con el, su esposa salió un momento al supermercado y no lo encuentro en su habitación; estaba en la cocina echándole azúcar a un poco de café con leche.
Luego he tenido otro domicilio más, una señora de unos 85 años, tiene problemas de circulación.Con ella vive su marido, su hermana.Ella vive en el bajo porque así no sube y baja las escaleras.Su esposo y hermana en el primer piso.Nunca ha estado mal, lo típico, la reuma,artrosis; en fin esas cosas de esa edad, como te explicaba ella.Hacía mucho tiempo que no andaba debido a esos tremendos dolores que tenía en las piernas.Pero una mañana, como otra cualquiera, llego al domicilio, y ella no estaba, en ningún lado.Pero no se como me doy cuenta, que ella está en el primer piso visitando a su esposo, es SORPRENDENTE.
Como una señora de unos 86 años, que a esos años es la primera vez que ingresa en un hospital, es capaz de manipular su mejoría ante su marido y esposo.Automáticamente, cuando ellos van a visitarla, ella está muy pero que muy mal.La reacción de su esposo , es ir al control de enfermería a quejarse, como su esposa está tan mal y nadie es capaz de ir atenderla.Pero si ella estaba sola, comía sola sin dejar nada, andaba por el pasillo sin problema ninguno.
Todo ello es para llamar la atención.
Los cuidadores no pueden: salir, ir de compras, tienen que estar pendientes de ellos las 24h del dia porque,para eso están ;es el deber de ellos CUIDAR,  ""porque ellos saben lo que tienen "".
Muchas veces, o la mayoría de las veces, suelen padecer el Síndrome de Münchausen: cuando las personas enferman a propósito.
En fin, aquí os dejo una nueva entrada, espero que sea de vuestro agrado.
Un abrazo grandote



No hay comentarios:

Publicar un comentario